Cuenta la leyenda, que un día la verdad y la mentira se cruzaron
“Buen día”. Dijo la mentira
-Buenos días. Contestó la verdad.
-Hermoso día. Dijo la mentira.
Entonces la verdad se asomó para ver...